VII FINDE CIENTÍFICO – ACTIVIDAD SOBRE EL GRAFENO

VII FINDE CIENTÍFICO – ACTIVIDAD SOBRE EL GRAFENO

El 22 y 23 de Octubre de 2016, GRAPHENET junto con investigadores del ICMM en colaboración con el Trinity College Dublin han participado en el VII Finde Científico llevando a cabo una actividad sobre grafeno. ¡Ha sido una experiencia fantástica!

1f

Y para los que no hayáis podido asistir a la Feria Científica en el Museo Nacional de Ciencia y Tecnología (MUNCYT) ((ver programa de actividades): enlace a folleto visitantes finde científico), a continuación os contamos unas cuantas cosillas sobre el grafeno y en qué ha consistido la práctica.

2El grafeno es un material muy, muy delgado compuesto por átomos de carbono. El carbono es un elemento bastante abundante en la Tierra y toda la vida se basa en la química del carbono.
Encontramos carbono en el butano, el petroleo o el carbón. El grafito y el diamante están formados únicamente por átomos de Carbono.

3Hay otras estructuras formadas solo por átomos de carbono, muy, muy pequeñas como el fulereno, que es como un balón de futbol de 1nm de tamaño (10-9m) con un átomo de carbono en cada vértice. En el grafito los átomos se unen formando una red hexagonal, como los panales de abeja formando planos y esos planos se unen unos sobre otros como las cartas de una baraja.

En 2004 se logró aislar por primera vez una capa atómica de grafito, obteniendo así grafeno.4 Este es más de 10 millones de veces más fino que una hoja de papel. El grafeno es tan interesante por sus extraordinarias propiedades: Es muy duro, flexible, transparente, y muy buen conductor de la electricidad, por lo que se puede utilizar en dispositivos electrónicos (teléfonos, ordenadores, etc).

Para obtener grafeno mezclamos bien en una batidora: Agua, grafito (como el de la mina de un lápiz)  y una gota de detergente. Después lo centrifugamos para eliminar los trozos más grandes y por último evaporamos el agua y… ¡Ya tenemos grafeno!5

Para poder utilizar las pequeñas láminas de grafeno que hemos obtenido, las mezclamos con un material plástico como una plastelina. Entonces tenemos un composite que es una mezcla de dos o más compuestos.

6

Este composite será conductor si se forman caminos de láminas de grafeno conectadas a lo largo de la muestra, es decir, si hay percolación. Esto lo podemos ver en la malla con hexágonos conductores. Cuando la malla está encogida la bombilla se enciende, pero cuando está estirada se apaga porque al separarse los hexágonos ya no pasa la corriente a través de ellos.

7

Podemos utilizar este plástico conductor para hacer un sensor de deformación. Un sensor es un dispositivo capaz de detectar magnitudes físicas o químicas (en este caso la deformación o estiramiento) y transformarlas en señales eléctricas. En la práctica comprobamos como al estirar o encoger el dedo se producen cambios en la corriente que pasa a través del composite, de manera que: ¡¡¡Tenemos un sensor!!!


Comments are closed.